sábado, 20 de agosto de 2016

Un seductor sin corazón. Lisa Kleypas


Un seductor sin corazón.
Lisa Kleypas
Vergara (ediciones b)
Romantica, Historica.
400 paginas, 17€
1º Los Ravened.

Un capricho del destino.
Devon Ravenel, el libertino más encantador de Londres, acaba de heredar un condado, pero su nuevo rango social incluye unas cuantas sorpresas. La propiedad heredada carga con numerosas deudas y las tres inocentes hermanas del conde aún ocupan la casa… junto con Kathleen, Lady Trenear, una joven viuda cuyo agudo ingenio y determinación se equiparan a los del propio Devon.
Un choque de voluntades.
Kathleen sabe que no debe confiar en un bribón como Devon, pero la fuerte atracción que existe entre ambos es innegable… y tras estrecharla entre sus brazos por primera vez Devon jura hacer lo que sea para poseerla. ¿Conseguirá ella evitar entregarle el corazón al hombre más peligroso que jamás ha conocido?



Ya hacia tiempo que no leía nada de esta autora con la que disfruto tanto, pero al ver que sacaba nuevo libro, pues eso, que estaba deseosa de envolverme con las historias tan maravillosas, con las que siempre disfruto, que ella escribe.

Como suele hacer, los protagonistas de la historia suelen tener bastante carácter y en esta ocasión ambos tienen tanto que lo único que parece que hagan es enfrentarse el uno al otro todo el rato.
Devon, para su desgracias, es el nuevo conde de Trenear, un titulo que no deseaba y menos ahora. Sabe que con ello, lo único que le trae es quebraderos de cabeza, problemas que él no ha buscado y responsabilidades que no quería, ni quiere enfrentar. Él es un libertino, un soltero al que le encanta su libertad, su forma de vivir y no aspira a más. Para él las mujeres son un entretenimiento y el casarse y asentar la cabeza, ni se le ocurre, es anti-matrimonio.
Cuando llega a la que es ahora su nueva propiedad en el campo, se encuentra con una casona casi en ruinas, con tres primas y la viuda de su primo Theo, al que odiaba.

Las primas son unas chicas estupendas, pero nunca han salido del campo, por lo que o son muy tímidas como Helen o indomesticables, vitales e imaginativas, como las gemelas.
La verdad es que son un trió más que entretenido.

Pero la que verdad importa en este libro es Kathleen. Ella esta a la espera de ver que piensa hacer con ella el nuevo conde, pero también quiere ver lo que ocurre con su hogar y con sus cuñadas. Es por eso que cuando se entera de la intención que tiene Devon, esta se pone en pie de guerra y no para de pelear por lo que ella cree que es justo.
Pero la atracción entre ellos pronto se encenderá y este hecho hará que Devon tome decisiones que harán que cambie su vida para siempre.

El fuerte carácter de Kathleen hace que el enfrentamiento entre ambos siempre este en el aire, como una tormenta eléctrica, que estas a la espera del rayo, ellos son igual y ese enfrentamiento constante, hacen que la situación para ambos se vuelva mucho más entretenida, más amena y que sus vidas cambien de camino.

Devon se enfrenta al mayor reto de toda su vida, intentar sacar adelante lo que ha heredado, que eso incluye mantener la finca, casar a sus tres primas y conquistar a la viuda de su primo que lo tiene completamente hipnotizado, eso o mandarlo todo al garete y seguir con su vida de libertino, sin preocuparse de lo que ocurra,

Una novela que conquista con su narrativa tan fluida y que no decae en ningún momento. Todos los personajes que salen son fascinantes desde sus respectivos caracteres. Algunos los conocemos mas a fondo, otros los iremos conociendo en los sucesivos libros, pero para mi, todos son fascinantes y la verdad es que estoy deseando ver como van evolucionando, sobre todo Helen, pues en esta novela ella conoce a alguien.
Como os digo, un libro que se disfruta desde su primera pagina, muy facil de leer y con una historia tierna, bonita y explosiva.

Sara.

1 comentario:

  1. hola,
    este me lo compre nada mas salir y lo tengo en mi estanteria mirandome mal porque aun no me he puesto con el... a ver si lo remedio en breve Paso por encima por tu reseña

    besos

    ResponderEliminar

Este blog se alimenta de tus comentarios. Muchas gracias por tu pequeña aportación.